Rolex

1908

39 mm, oro amarillo de 18 quilates, acabado pulido

M52508-0006

Rolex

1908

39 mm, oro amarillo de 18 quilates, acabado pulido

M52508-0006

Contáctenos
Número de modelo

52508

Modelo de caja

39 mm, oro amarillo de 18 quilates, acabado pulido

Bisel

Abombado y estriado

Hermeticidad

Hermético hasta 50 metros/165 pies

Movimiento

Perpetual, mecánico, de cuerda automática

Calibre

7140, Manufactura Rolex

Reserva de marcha

Aproximadamente 66 horas

Brazalete

Correa de piel

Esfera

Blanco intenso

Certificación

Cronómetro superlativo (COSC + certificación Rolex tras el encajado)

Esfera blanco intenso

Cada esfera supone una pequeña obra de arte. El color, los reflejos, la textura de su superficie, así como los elementos que la decoran o incluso el diseño del conjunto, le confieren al reloj toda su personalidad. Rolex lleva a cabo de forma interna la totalidad del proceso de creación y fabricación de sus esferas. Se trata de una serie de gestos y operaciones que, desde los primeros esbozos hasta el control final, pasando por las etapas de coloración y colocación de los indicadores, requieren a profesionales especializados. Algunas de estas profesiones se remontan a los orígenes de la relojería, como, por ejemplo, el esmaltador. Otras son inherentes al uso de tecnologías punta, como el tratamiento de superficies por pulverización catódica magnetrón que consiste en colorear la superficie de la esfera mediante el depósito de una ínfima capa de material, un complejo procedimiento que se realiza al vacío. La fabricación de las esferas Rolex, una labor tan artesanal como tecnológica, resume perfectamente la filosofía que mueve a la marca: alcanzar el más alto nivel de calidad para lograr un resultado impecable y permanente.

Bisel abombado y estriado

Este reloj elegante y sobrio luce una fina caja coronada por un bisel abombado y, a la vez, sutilmente estriado: su parte inferior está delicadamente estriada y su parte superior, abombada.

Oro amarillo de 18 quilates

Rolex cuenta con su propia fundición, lo que le ha permitido crear aleaciones de oro de 18 quilates de la más alta calidad. Según la proporción de plata, cobre, platino o paladio, se obtienen diferentes tipos de oro de 18 quilates: amarillo, rosa o blanco. Son elaborados exclusivamente con los metales más puros y sometidos a las más meticulosas inspecciones en un laboratorio interno con tecnología puntera, antes de formar el oro y con la misma atención que se presta a la calidad. El compromiso de Rolex con la calidad empieza desde el origen.

Disponibilidad del modelo

Todos los relojes Rolex se ensamblan a mano con sumo cuidado para garantizar una calidad excepcional. Unos estándares tan altos limitan naturalmente la capacidad de producción de Rolex y, a veces, la demanda de relojes Rolex supera esta capacidad.

Por lo tanto, la disponibilidad de ciertos modelos puede ser limitada. Los relojes Rolex nuevos se venden exclusivamente a través de los Distribuidores Oficiales Rolex, que reciben entregas habituales y gestionan de manera independiente la distribución y las ventas a sus clientes.

Brela Joyas se enorgullece de formar parte de la red mundial de Distribuidores Oficiales Rolex, y puede proporcionar información sobre la disponibilidad de los relojes Rolex.

Elegante, clásico e incuestionablemente contemporáneo, el 1908 es una prolongación de la intrepidez original de Rolex. Heredar los códigos históricos de la marca Al igual que sus innumerables innovaciones en relojería, el reloj marca un nuevo hito en la búsqueda de la excelencia de la marca. El diseño y la creación de este nuevo modelo ponen de manifiesto el dominio interno de todo el savoir‑faire necesario de la Manufactura. Inspirado en un Oyster Perpetual de 1931, este modelo completamente nuevo responde al desafío de un reloj más fino según los cánones de Rolex y anuncia la llegada de la colección Perpetual, que redefine el reloj de pulsera tradicional en el espíritu vanguardista de la marca. El nombre «1908» hace referencia al año en que se registró oficialmente la marca en Suiza.Una promesa de rendimiento superlativo, el 1908 se impone como un Rolex que reivindica su clasicismo al tiempo que su modernidad.

Rolex 1908

EL NUEVO ROSTRO DE LA EXCELENCIA

    CONTÁCTENOS

    y/o

    Cancelar

    *Obligatorio

    MUCHAS GRACIAS

    Le agradecemos su interés por Rolex. Su mensaje se ha enviado correctamente. Uno de nuestros representantes revisará su solicitud y le responderá lo antes posible.

    También puede interesarle...